Archivo Mundial Ártico

Recientemente, ha sido inaugurado el Archivo Mundial Ártico en la Isla de Svalvard (Noruega), en el Círculo Polar Ártico. Su misión es resguardar parte de nuestra memoria documental y bibliográfica grabada en rollos fílmicos de 35 mm elaborados en poliéster, con toda la información necesaria para que en caso de ocurrir una catástrofe global pueda recuperarse, aun cuando no exista una sola copia de ésta o se carezca de la infraestructura tecnológica con la que fue creada para su reproducción.

El Archivo Mundial Ártico es administrado por Piql, una empresa con sede en la ciudad noruega de Drammen, que ha desarrollado una tecnología que permite a las películas fotosensibles anticuadas almacenar grandes cantidades de datos en múltiples capas de forma analógica. La película está diseñada para resistir mucho desgaste. Así Katrine Loen Thomsen de Piql dice: “Creemos que podemos guardar los datos con nuestra tecnología durante 1.000 años. Son datos digitales preservados, escritos en una película fotosensible. Así que escribimos los datos como códigos QR grandes en las películas”.

Todo el archivo estará ubicado en la Mina 3, antigua mina de carbón abandonada hace más de dos décadas. Las condiciones dentro de la mina son muy estables y no se ven afectadas por el cambio de estaciones. Debido al permafrost, la temperatura en el interior de las minas se sitúa siempre por debajo de cero grados centígrados. Svalbard es también un lugar muy seguro para guardar el archivo, ya que es una zona desmilitarizada.

Además, junto con el gobierno noruego, los representantes de los Archivos Nacionales de Brasil y México han sido los primeros en guardar copias de sus archivos en el Archivo Mundial Ártico de Svalvard como se puede ver en el siguiente vídeo (clicar en la zona azul de la imagen).

Finalmente, Erick Cardozo Espinoza, Director de Tecnologías de la Información del Archivo General de la Nación (México), explica en que consiste el Archivo Mundial Ártico durante el foro “Los archivos en la sociedad digital” celebrado el pasado 9 de junio de 2017 como parte de los actos de conmemoración del “Día Internacional de los Archivos”  en México.